Visual

Stranger Things / Torrent

Había algo muy especial sobre tener 13 / 15 años y despertar las mañanas de los sábados y domingos por allá de los inicios de los años noventa, más aún para los afortunados que crecían con algún tipo de sistema de cable: películas de horror y Sci-Fi, clase B, o inclusive algunos maratones de Canal Cinco con algunas buenas películas como las de de Phantasm; llámese Evil dead, The thing, The gooniesClose Encounters of the Third Kind; estamos hablando de la época dorada de blockbuster, el sueño juvenil de Halloween en los suburbios norteamericanos de las noches de otoño. Una generación de cine creada en los años ochenta, pero con la que crecimos los millenialls que se quedaban despiertos hasta entrada la madrugada.

El éxito de Stranger Things radica precisamente en esas memorias remasterizadas de una minoría aferrada a melancolía de esas cintas.

Y es que no se trata de una burda mezcla con algo nuevo, se trata de retomar la infancia de una generación de chavales y producir una serie que en sí, no se puede ser categorizada en otro status que no sea el de una serie bonita, divertida y juvenil. Como me comentaba mi estimado Rodrigo Fierro -colaborador del Efe-, que esperaba algo un poco más intenso o siniestro, si buscan eso saldrán decepcionados.

Tampoco se trata del hype propagandístico, no se trata de nada nuevo, sino de una producción impecable que aporta muchos elementos antes vistos y acomodados en una historia que aprovecha los clichés y que cumple con su función: entretener, conmover y emocionar sin caer en algo demasiado rosa o infantil. Sólo la dosis exacta.

Esta es la serie que recordaríamos si la hubiéramos visto a nuestros 13 o 15 años, una serie que nos ubica y recuerda todos los elementos por los cuales nos volvimos cinéfilos, el porqué amamos el CFI y las películas de terror hasta este día.

De la historia no quiero abundar mucho, pero los personajes están bastante bien logrados: hay un grupo de cuatro amigos nerds con su respectivo bully, el chico raro enamorado de la niña popular con su respectivo novio popular, y la característica e indefensa -pero luchona- madre soltera trabajadora -interpretada por Wynona Ryder- que en ayuda del sheriff local -un alcohólico deprimido con aires de Chuck Norris- logran al mismo tiempo enfrentar sus problemas del pasado con los que presentan los sucesos que unen a cada uno de los personajes, principalmente por la aparición repentina de una desconocida niña de cabello rapado llamada Once.

También hay que resaltar que el aspecto visual y sonoro de Stranger Things es uno de sus más grandes logros. Un score original a cargo de  SURVIVE -del cual compartimos su MNQ 026 S U R V I V E aquí abajo- que nos remonta bandas como Tangerine Dream (también presente en el soundtrack) o a las películas de Carpenter y sus contemporáneos, más una fina selección de canciones muy marcadas a los años ochenta que son parte crucial del ambiente sonoro que acobija esta serie: The Clash, New Order, David Bowie, Toto, Corey Hart, The SmithsReagan Youth o The Seeds son solo una pequeña parte del repertorio.

8 episodios de algo que debes ver.

A sabiendas de que no todos tenemos Netflix, recurrimos a los grandes de #400 Películas para compartirles el enlace Torrent de la serie vía su página web y la cual recomendamos enormemente si gustan del buen cinema y quieren entretenerse “bonito” un buen rato. Igual les recomiendo que si no tienen Netflix, consideren adquirirlo ya que gracias a ellos tenemos cosas como esta -$99 pesos versión estándar por nuevas series me parece perfecto-. 

TORRENT STRANGER THINGS: CLICK AQUÍ. 

Haga clic para comentar

Tu Respuesta:

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

ULTIMAS NOTICIAS

Arriba